YOGA MAMIS Y BEBÉS

YOGA MAMIS Y BEBÉS

 

La palabra YOGA significa “unión”. En las clases de yoga para mamás y bebés procuramos establecer un vínculo afectivo en un ambiente de amor y disfrute de esta etapa, en un clima de respeto y conocimiento mutuo. Jugamos, cantamos y abrazamos. Movilizamos el cuerpo tras el parto y prestamos especial atención a la higiene postural. Los bebés realizan sus primeros ejercicios, trabajando la estimulación de los sentidos y tonificando su cuerpo de manera respetuosa.

 

No se suele recomendar comenzar con las clases hasta pasar la cuarentena. No obstante, si la mamá físicamente se encuentra bien, ha tenido un parto natural (vaginal) y realiza ya actividades cotidianas, podría incorporarse un poco antes, siempre bajo la supervisión de un profesional.

 

La práctica del Yoga se realiza sobre esterillas. El bebé se coloca sobre una manta o arrullo y siempre debe sentirse atendido, es lo más importante. Habrá momentos durante la práctica en los que la mamá tendrá que acunar a su bebé en brazos y adaptar los ejercicios en ese momento, o simplemente observar. Si el bebé necesita comer, un cambio de pañal, siempre es prioritario atender sus necesidades para conseguir que relacione las clases con una experiencia agradable.

 

 

 

Estas clases están dirigidas a bebés de 0 a 6 meses. Este periodo es idóneo para disfrutar juntos, para conocerse, para sentir como esa unión es algo extraordinario. Para las mamás también es un punto de encuentro con otras mujeres, un lugar donde las experiencias de cada una enriquecen y donde todas ellas encuentran apoyo y distracción. Su cuerpo vuelve a trabajar de acuerdo al momento en el que se encuentran y aumenta la autoestima. En todo momento los ejercicios se adaptan al estado físico de la mamá y a la edad del bebé.

 

Copyright @ All Rights Reserved